Consejos


A continuación presentaremos algunos consejos bíblicos que juntamente con la ejecución de  los pasos de restauración (que se encuentran en la parte final) cambiarán su vida. La palabra, la oración y la acción juntas siempre producen grandes milagros. Dios lo bendiga.

La pereza es difícil de reconocerla siempre la excusamos con cansancio, stress, o es demasiado complicado, no creo que pueda, lo hare mañana, etc.
Hay una ley en la vida que todo lo que se siembra se cosecha. El perezoso al no sembrar nada, nada cosecha. Y luego lo escuchamos quejarse de la situación económica, de que Dios no lo bendice, o de su mala suerte. Lo cierto es que quien trabaja está en buenos lugares1. Dios nos ama, ayuda y obra milagros para sus hijos hacedores. Él dice una y otra vez esfuérzate2.
Dios obra milagros pero tu parte es creer y accionar. Él te puede dar el trabajo de tus sueños. Pero tú parte es levantarte temprano preparar tu CV y presentarte a los empleos. Es así como funciona en cada área de la vida.
Soñamos con éxito en la vida de pareja o en la relación con los hijos y necesitamos trabajar en ello. Si esperamos que algo suceda tenemos que hacer que algo suceda. Sueña y mucho, busca a Dios y actúa.
Si experimentas que pones la mejor de tu voluntad sin embargo no puedes ver en ti una persona de esfuerzo, tranquilo Dios te dará nuevas fuerzas3. Si tu diariamente lo buscas y te humillas ante él, serás cambiado en una persona de esfuerzo4.

Textos Bíblicos:
1 Proverbios 22:29 “¿Has visto a alguien diligente en su trabajo? Se codeará con reyes, y nunca será un Don Nadie.”
2  Josué 1:9 “Ya te lo he ordenado: ¡Sé fuerte y valiente! ¡No tengas miedo ni te desanimes! Porque el Señor tu Dios te acompañará dondequiera que vayas.”
3  Isaías 40:31 “Pero los que confían en el Señor renovarán sus fuerzas; volarán como las águilas: correrán y no se fatigarán, caminarán y no se cansarán.”
4  Filipenses 2:13 “Pues Dios es quien produce en ustedes tanto el querer como el hacer para que se cumpla su buena voluntad.”